Bienvenidos al Centro del Alérgico - Av. Las Condes 6815


  Centro médico: (56 2 ) 29523200 - (56 9 ) 3199 9378 Tienda del Centro médico: (56 2 ) 27216976

Alergia alimentaria en niños

La alergia alimentaria es una respuesta clínicamente anormal a los alimentos mediada por el sistema inmunológico.

En el Centro del Alérgico,  hemos detectado que la prevalencia ha aumentado en el último tiempo y afecta hasta el 8% de la población infantil.

No está clara la causa, pero hay factores de riesgo que se han relacionado con padecerla, el principal es el factor genético.

Los alimentos que producen alergia alimentaria con mayor frecuencia en niños son de origen proteico: la leche de vaca, la soya, el huevo, el maní, los pescados y mariscos. En forma menos frecuente cereales como el arroz, el maíz y la avena se han observado como causantes de alergia alimentaria en nuestro país.

Los síntomas más frecuentes son los tardíos, que aparecen horas o días después de haber ingerido un alimento y se caracterizan por presencia de sangre en las deposiciones, deposiciones diarreicas y mucosas, distensión abdominal, reflujo severo, dermatitis atópica severa o retraso pondoestatural. El diagnóstico de esta patología se realiza excluyendo el alimento sospechoso  en forma absoluta,  observando la desaparición de los síntomas. Al reintroducir el alimento causal los síntomas de alergia alimentaria vuelven a aparecer.

Los síntomas más peligrosos, pero infrecuentes,  son los inmediatos y se caracterizan por aparición de ronchas, inflamación de los párpados o labios, dificultad respiratoria y eventualmente shock anafiláctico.  Los síntomas inmediatos ocurren segundos o minutos luego de haber consumido el alimento. En este caso, el diagnóstico se realiza mediantes exámenes de sangre o pruebas cutáneas (prick test a alimentos). En este tipo de alergia, además de la evitación del alimento es muy importante en algunos casos contar con un kit de emergencia prescrito por el pediatra o por el inmunólogo.

En caso de sospecha de alergia alimentaria consulta a tu pediatra para que, en caso necesario,  te derive a gastroenterología o inmunología.

Comments