Bienvenidos al Centro del Alérgico - Av. Las Condes 6815


  Centro médico: (56 2 ) 29523200 - (56 9 ) 3199 9378 Tienda del Centro médico: (56 2 ) 27216976

Alergias otoñales

Con la llegada de los primeros fríos otoñales hace su aparición las virosis respiratorias y empeoran los síntomas alérgicos en muchos pacientes. Apuntar a la prevención y al diagnóstico temprano de las alergias es muy importante para evitar que esta afección se agrave.

Debemos considerar que las alergias están presentes durante todo el año, sin embargo en algunos pacientes el frío otoñal intensifica los síntomas debido a los cambios bruscos de temperatura, la humedad, la proliferación de ácaros, esporas de hongos, la mayor expocición a alergenos del interior de las casas junto a  la aparición de infecciones virales. Por eso, conviene tener en cuenta algunos aspectos vinculados con las alergias para evitar que se agraven:

¿Qué es la alergia?

El Dr. Pedro Mardones, Inmunólogo y Alergólogo del Centro del Alérgico explica: “La alergia, es una respuesta inflamatoria exagerada del cuerpo frente a elementos que deberían ser tolerados.  Es una característica de algunas personas que producen en exceso un anticuerpo llamado Inmunoglobulina E (IgE) capaz de reaccionar con sustancias del medio ambiente como pólenes, polvos, ácaros, hongos, cucarachas y algunos alimentos o medicamentos, denominados alérgenos, ocasionando una reacción alérgica”.

Las reacciones alérgicas pueden producir entre otros cuadros:

Rinitis alérgica: mala ventilación nasal, estornudos, comezón nasal, secreción nasal, comezón en los oídos y garganta.

Conjuntivitis: ojos rojos, irritados, llorosos

Asma: reacción alérgica a nivel bronquial que puede producir problemas de ventilación tales como dificultad respiratoria , tos, respiración sibilante

Eccema y urticaria: se manifiestan en la piel a través de ronchas, inflamación y picazón.

Gastroenteritis alérgica.

Anafilaxia: es una alergia mas generalizada y severa

Ya llegaron cambios bruscos de temperatura y la llegada de los primeros fríos en gran parte de nuestro país. Los virus respiratorios pueden provocar en personas con tendencia a sufrir alergia, una reacción a nivel respiratorio exagerada  manifestada por bronco espasmos.

Además debemos considerar que otro de los factores causantes de bronco espasmos es el humo del cigarrillo. Las personas que comparten su espacio con fumadores, aunque no fumen aspiran el humo del cigarrillo presente en el ambiente.

 

¿Es posible prevenir las reacciones alérgicas?

Si es posible, bien llevada a cabo es una de las opciones efectivas y junto con un manejo médico adecuado es el tratamiento óptimo en estas afecciones.

Dependiendo de cuál sea la reacción alérgica, será a estrategia preventiva sugerida.

 

Medidas preventivas: Las personas con antecedentes alérgicos en la familia, tienen un nivel de IgE alto, en ellos es útil deben tomar medidas que disminuyan al máximo su contacto con los alérgenos a los cuales son alérgicos. Con esto se podrá reducir tanto el riesgo de hacerse alérgico como a su vez el riesgo de activar los síntomas. En particular en las personas con alergias respiratorias que se vean agravadas en la temporada de otoño- Invierno se sugiere:

Mantener los ambientes limpios, ventilados, libres de humo, polvo y ácaros, evitando las alfombras, los pelos de animales y evitar en lo posible la humedad al interior de los hogares. Es decir, realizar un control ambiental para mejorar las condiciones evitando así posibles reacciones alérgicas.

Algunos elementos y productos específicos han demostrado en varios estudios eficacia en lograr una mayor reduccion de los ácaros del polvo y otros alergenos al interior de los domiciliios, entre estos los más destacados son el uso de cobertores antiácaros para cubrir colchones, almohadas y plumones. También el uso de spray acaricidas libres de compuestos volátiles y aromas presentan una buena evidencia médica. Los espray más apropiados para este uso son aquellos a base de taninos, los cuales desactivan las moléculas alergénicas de ácaros, hongos y epitelios de animales.

Se deben evitar en lo posible el uso de compuestos aromáticos al interior de las casas ya que estos son capaces de empeorar las alergias preexistentes.

Si se necesita usar compuestos clorados en baños u otras superficies, estos deben ser usados cuando el paciente alérgico no esté presente y se debe luego ventilar muy bien el lugar donde este se usó.

 

Si a pesar de estas medidas preventivas se presentan síntomas es importante  no medicarse de forma indiscriminada o sin control. Lo mejor ante un resfrío o cualquier otro problema de salud en una persona con alergias es consultar con el médico y no optar por remedios sin asesoramiento profesional. De esta manera se ayuda a prevenir posibles reacciones alérgicas ante remedios.

Comments